Meditación Coherencia Corazón-Cerebro.

Varios/Otros


MEDITACIÓN COHERENCIA CORAZÓN-CEREBRO Y ARMONÍA PARA LA SANACIÓN Y LA MANIFESTACIÓN

Todos los que están escuchando hoy -y voy a hablarles directamente de nuevo- tienen en su corazón aproximadamente 40.000 células especializadas que son como células cerebrales pero no están en su cerebro, están en su corazón. Se llaman neuritas sensoriales. Se parecen a las células del cerebro, pero están en su corazón. Se concentran en tal medida que en realidad lo llaman "el pequeño cerebro en el corazón". Entonces, ¿qué significa esto? No es una metáfora. Acabo de estar en Europa y muchas de las personas allí dijeron: "Bueno, esto es una metáfora, ¿verdad? Estás usando esto como una analogía". Y yo dije: "No, esto es literal". Estas neuronas del corazón pueden aprender independientemente de las neuronas del cerebro. Pueden pensar independientemente de las neuronas de nuestro cerebro.

Pueden recordar independientemente de las neuronas de nuestro cerebro y pueden comunicarse con nosotros independientemente de las neuronas de nuestro cerebro en un lenguaje que podemos reconocer o no, porque estamos condicionados a ver el mundo a través de nuestro cerebro, y si tenemos suerte, en algún momento de nuestra vida adulta llegamos a conectarnos con nuestro corazón. Así que ahora tenemos acceso a estas neuritas* sensoriales, podemos trabajar con el cerebro independientemente de nuestro corazón, y creo que la mayoría de nosotros sabemos hacerlo muy bien. Podemos trabajar con el corazón independientemente del cerebro. Los científicos dicen que todo se trata del cerebro, olvídate del corazón. Y he estado con muchos amigos míos que dicen: "Todo está referido al corazón, olvídate del cerebro". En realidad ellos castigan al cerebro izquierdo, dicen que es algo malo.

Pero esto es lo que nos muestra la ciencia. Ambas formas de vernos a nosotros mismos son incompletas. Cuando combinamos el corazón y el cerebro, cuando armonizamos el corazón y el cerebro, esta es la red neuronal extendida que nos hace diferentes de todas las formas de vida, de ahí proviene nuestra más profunda empatía, compasión, intuición.

Y entonces la gente dice: "¿Por qué querrías hacer algo? ¿Cuál sería el propósito de armonizar tu corazón y tu cerebro? Pero significa más si saben que hay algo muy, pero muy especial en esto. Entonces, cuando somos capaces de armonizar el pequeño cerebro en el corazón con el gran cerebro en la cabeza, podemos crear esa armonía corazón-cerebro. Hay muchos beneficios, y difieren entre sí. Por ejemplo, podemos procesar la información muy, pero muy rápidamente. Me refiero a recuperar información realmente rápido. Y eso tiene sentido. Esta es la razón. Porque cuando accedemos a la información con nuestro corazón, con nuestra intuición, no pasamos por la lógica y el miedo y toda la autoestima y toda la duda que tenemos en nuestro cerebro con nuestro ego y nuestras funciones mentales. Nuestro corazón no funciona así. Las afirmaciones son herramientas muy, pero muy poderosas para implementar cambios en nuestra vida en cualquier momento, pero son especialmente potentes.

Aquí está la clave. Son especialmente potentes si nos estamos comunicando con nuestro subconsciente en un lenguaje que el subconsciente reconoce a través de canales que el subconsciente identifica. Así que cuando armonizamos nuestro corazón y nuestro cerebro, lo que estamos haciendo es abrir una línea directa con el subconsciente, ahí es donde introduciríamos nuestras afirmaciones de nuestras relaciones perfectas o nuestra sanación. Aquí es donde comienza la sanación en nuestros cuerpos. Estados extraordinarios de intuición, profunda intuición, están disponibles a través de esta armonización en el corazón y el cerebro.

Hay tres pasos clave para armonizar el corazón y el cerebro. El primero de ellos parece obvio y tal vez sea un poco más de lo que nos han hecho creer. Lo es. Los invito a cambiar su conciencia desde su mente pensante hacia su corazón. Estamos tan condicionados a estar en nuestra mente, que a veces cuando se nos pide que lo hagamos decimos que estamos en nuestro corazón, pero todavía seguimos pensando en eso en nuestra mente.

Así que lo que les voy a permitir hacer es algo que aprendí de mis amigos indígenas de todo el mundo: chamanes, yoguis, monjes, monjas, abades en los monasterios, y todos ellos hacen lo mismo. Los invitamos a tocar suavemente su centro cardíaco de un modo que les resulte cómodo. Puede ser con un solo dedo justo sobre el esternón, puede ser con la palma de la mano abierta como hacen en las tradiciones mayas y algunas de las tradiciones de Oriente Medio. Los budistas crearían un mudra de oración y en realidad anidarían su mudra de oración justo ahí, en el pequeño hueco de su pecho. Esa suave presión, de cualquier manera que sea cómoda para ustedes. Y aquí está la cosa, y por qué esto es importante, porque su conciencia siempre irá al lugar de su cuerpo donde sientan el toque, donde sientan la sensación.


Así que, cualquiera que sea la forma cómoda para ustedes de tocar su centro del corazón ahora, eso atraerá toda su atención y eso les asegurará que han cambiado de su mente y su corazón entró en el paso número 1. Y yo voy a hacer lo mismo aquí. Sólo permitan que su atención se mueva a un lugar donde puedan sentir ese toque.

Paso número 2: Ahora los invito a ralentizar su respiración un poco, quizás 5 segundos en la inhalación, 5 segundos en la exhalación, o lo que les resulte cómodo. El motivo por el que esto es importante es que esto envía una señal muy, pero muy poderosa a su cuerpo, la primera señal, el cambio de su mente a su corazón que dice "Estoy volviendo mi atención hacia adentro". Eso es poderoso. La segunda señal ahora mismo es cuando ralentizan su respiración. La única vez que respirarían así es cuando están en un lugar donde se sienten seguros. Así que le están diciendo a su cuerpo ahora mismo: "Estoy en un lugar que es seguro". Y eso libera a su cuerpo para soltar las hormonas del estrés y la sensación de estrés y cuando eso sucede despierta la química de la curación, porque su cuerpo puede hacer una cosa o la otra.

Así que ahora que estamos soltando esas hormonas del estrés, le estamos dando permiso a nuestro cuerpo para despertar la química sanadora en las poderosas hormonas rejuvenecedoras de la respuesta inmune de nuestro cuerpo, todas ellas. Así que respiremos un poco más lento desde el lugar en el que sentimos el toque que dice que nuestro cuerpo que estamos a salvo.

Paso número 3: Esto es esencial, muy poderoso y sumamente potente: se trata de sentir. Ahora voy a invitarlos a crear un sentimiento en su corazón donde sientan el toque, donde estén respirando lo mejor posible, si pueden sentir una o alguna combinación de los siguientes cuatro sentimientos: Cuidado, Aprecio, Gratitud, Compasión. Cuidado por cualquier cosa o persona, aprecio por cualquier cosa o persona, gratitud y compasión.

Los investigadores han descubierto que estas cuatro palabras clave desencadenarán la experiencia entre nuestro corazón y nuestro cerebro para crear esa coherencia de 0,1 hertzios lo mejor posible. Sientan esas sensaciones mientras respiran desde su centro cardíaco y el lugar donde sienten ese contacto. Dediquen un momento a hacer eso. Yo estoy haciendo lo mismo aquí.

(Pausa)

Respiren profundamente una vez más. Mientras sueltan esa respiración, quiero que sepan que este acto es muy antiguo, muy primario. Es la clave de la verdad más profunda de quiénes son como individuo, de quiénes son en este mundo. De aquí viene el súper aprendizaje, o cuando están trabajando para resolver o crear algo nuevo, una nueva pintura, una nueva pieza musical, escribiendo un libro, creando poesía, algo nuevo. Viene de este espacio profundo. Este es el proceso que les da la resistencia a un mundo cambiante y les permite aceptar el cambio de una manera realmente saludable. Y una vez más, si no están en ninguna de esas cosas, es un desencadenante de más de 1.300 reacciones bioquímicas, desde las hormonas rejuvenecedoras -que ni siquiera hemos abordado hoy aquí como lo hago en mis nuevos libros- hasta nuestra respuesta inmunitaria, la salud cardiovascular, todo ello a partir de este acto antiguo, primordial y sencillo.

Así que voy a invitarlos ahora a respirar profundamente una vez más. Yo hago lo mismo. Exhalen suavemente. Están desplazando su atención del acto de armonizar su corazón en el cerebro, pero quiero que sepan que la torrente de conexiones bioquímicas que han iniciado no termina cuando abren los ojos, no termina cuando toman esa respiración profunda. Continuarán. Y lo que los estudios de laboratorio han demostrado de nuevo es que durarán al menos seis horas. La respuesta inmune en su boca, la respuesta inmune SigA (inmunoglobulina secretora A) más poderosa, la primera línea de defensa en nuestro sistema inmune se pone en marcha al hacer esto ya mismo. Dura más de seis horas y todo lo que hicieron fue tener una sensación y respirar de la manera más natural. Y hay personas que me dicen: "Gregg, no puede ser tan sencillo". Y yo digo: "Saben, creo que es sencillo porque vivimos en un mundo sencillo y por eso lo hacemos complejo.

La naturaleza es simple; la ciencia es simple hasta que usamos grandes palabras y un montón de ecuaciones para describir ese mundo. Pero todo se reduce a ustedes y a mí, a la Tierra y a Dios, y esa relación tiene que ser una relación sencilla.


Neurita: Prolongación en forma de filamento que arranca del cuerpo de la neurona y termina en una ramificación que está en contacto con células musculares, glandulares, etc. o con otras células nerviosas, y de la cual salen los impulsos nerviosos.



Gregg Braden
https://www.youtube.com/watch?v=HtHGq2HFGsU
Título en inglés: Heart-brain coherence and harmony for healing and manifestation
Desgrabación y traducción: Susana Peralta

627 lecturas

Comentario de lectores

Ninguno para este artículo